¿Quiénes son los “cincuentones” y cuál es su reclamo?

Grupo De Educación
02/08/2017
Compartí este artículo:


En este artículo hacemos una pequeña reseña del contexto en el que surge el sistema mixto de seguridad social, así como las posteriores modificaciones, poniendo énfasis en este colectivo en particular.


En las últimas semanas aumentó la visibilidad del tema de los “cincuentones” debido a las muestras de voluntad política por parte de Presidencia de la República de responder al reclamo de un grupo de trabajadores que se consideran afectados por el cambio al sistema mixto.  

Para entender un poco más acerca del problema planteado, es necesario ubicarse históricamente en el contexto del surgimiento de la reforma. Al año 1995 la situación del BPS era crítica, con niveles de asistencia por parte del Estado que representaban más de 3% del BPI y que se proyectaban cercanos a 5%. Dicha situación volvía insostenible continuar con un sistema de reparto, con una tasa de informalidad muy grande, en el entorno del 35%, al tiempo que la relación de pasivos por cantidad de trabajadores aportantes continuaba deteriorándose. La ley 16713 creó el sistema de seguridad social llamado mixto: con prestaciones a cargo del régimen de reparto (BPS) y también con prestaciones brindadas por empresas aseguradoras autorizadas por el BCU, a partir del ahorro personal generado en las Administradoras de Fondos de Ahorro Previsional (AFAP).

¿Por qué se ocasiona el problema de los cincuentones?

Antes del año 1996, los trabajadores aportaban por el total de su sueldo nominal, sin importar el monto de las remuneraciones y después de la reforma, los aportes personales pasaron a ser por un tope máximo de sueldo nominal, por encima del cual el trabajador no estaba obligado a aportar a la Seguridad Social. El tope de aportes en el año 1996 era por un sueldo nominal de $15.000 mensuales, que corresponden a $146.859 del 2017.

Por otra parte, el tope de sueldo nominal por el que BPS recibe aportes de los trabajadores se estableció en $5.000, que actualmente son $48.953 (nominales mensuales). En caso de que un trabajador menor de 40 años de edad al 1/4/1996 tuviera un sueldo superior a dicha franja y no hubiera elegido una AFAP, BPS le asignaría una de oficio para administrar el resto de sus aportes jubilatorios.

Por otro lado, desde el año 2008 se dieron una serie de reformas que apuntaron a flexibilizar las condiciones de acceso a las pasividades y al reconocimiento de ciertas situaciones que les permiten a los trabajadores computar años de actividad. Algunas de las reformas son la baja en la cantidad de años de aportes necesarios para acceder a la jubilación, al computar años de servicios fictos por ser madres en el caso de las mujeres y a nuevas causales de jubilación por edad avanzada[1].

Entonces, ¿todos los trabajadores mayores de 50 años entran en el reclamo de los cincuentones?   

La respuesta es un rotundo “no”. Las personas afectadas son un subgrupo de los trabajadores mayores de 50 años de edad, que anteriormente al año 1996 habían realizado aportes por sueldos mayores a la primera franja ($5.000). Con el cambio de sistema, BPS calcula las jubilaciones a pagar en base a los mejores 20 años de aportes o a los últimos 10[2], con el perjuicio de que a algunos trabajadores, parte de los mejores 20 años de aportes caen antes del año 1996 que, si bien los aportaron al BPS por el total de su sueldo nominal, el Banco de Previsión Social los topea en la primera franja de aportes. Al no computar el verdadero valor de los aportes previos a 1996, la suma de las jubilaciones entre BPS y AFAP es menor a la que cobrarían recibiendo su retiro sólo de BPS.

[i]

Por este motivo en particular, el reclamo inicial del grupo de trabajadores perjudicados  que realizaron a través de la Suprema Corte de Justicia era dirigido al Parlamento, organismo que sancionó las leyes que crean el sistema mixto y BPS, organismo que no reconoce el verdadero valor de los aportes previos al 1996. En los artículos que la SCJ analizó y finalmente desestimó, no hay menciones de reclamos a las AFAP.

Más allá de la desestimación del reclamo ante la SCJ, es justo que los trabajadores perjudicados por el cálculo de BPS tengan la posibilidad de obtener una respuesta favorable a su planteo.

De todas formas, es importante colocar en perspectiva la cantidad de trabajadores que eventualmente pueden ser perjudicados, puesto que se estima en alrededor de 30.000, en un universo de más de 1.300.000 afiliados a las AFAP.

¿Qué podemos esperar?

Es previsible que en breve se abra un período de consulta en BPS, con condiciones similares a las que brindaron en el 2014, pero para permitir la desafiliación total de algunos trabajadores mayores de 50 años de edad que les convenga recibir la jubilación únicamente a través de BPS. Un posible inconveniente al respecto es que Banco de Seguros del Estado, empresa que actualmente se hace cargo de las rentas originadas en base al ahorro en la AFAP,  quiere modificar el cálculo de la jubilación y de un tiempo a esta parte está haciendo planteos ante Banco Central del Uruguay al respecto. En la medida en que se apruebe un período de consulta para los mayores de 50, lo ideal sería que las personas puedan tomar la decisión con la información lo más certera posible, ya que de eso dependen sus ingresos a futuro.

La Asociación Nacional de AFAP ha presentado una propuesta que se basa en que el BPS reconozca el aporte verdaderamente vertido por el afiliado antes de 1996 y que de tener que tomar una decisión, lo haga en el momento de su retiro y no tantos años antes.


[1] Ley 18.395

[2] El promedio de los últimos diez años de aportes no puede superar en un 5% el promedio de los mejores 20 años de aportes.


[i] La conveniencia de la desafiliación dependerá del nivel salarial de los trabajadores desde 1996 en adelante. Mientras que en el régimen anterior se aportaba por todo el sueldo, con la entrada en vigencia del sistema mixto se establece un tope. Si el trabajador tuvo un sueldo superior y decide desafiliarse deberá efectuar los aportes no realizados.


Compartí este artículo:

Grupo De Educación Acerca del autor: UniónCapital AFAP

Artículos relacionados

¿Qué es la tasa de reemplazo y por qué debería importarnos?

Ec. Marcelo Muniz
17/02/2017

En este artículo analizamos un importante concepto a la hora de saber cuál va a ser nuestra futura jubilación.

Declaración FIAP - XXI Asamblea Anual

Autor Invitado
20/11/2017

Finalizada la edición del presente año de la Asamblea Anual de la Federación Internacional de Administradoras de Fondos de Pensiones, compartimos la declaración final

2016 © Unión Capital AFAP – Todos los derechos reservados